Respira

Ahora que la calma volvió a esta casa, que pareció deshabitada y envuelta en llamas

Ahora que las paredes no se inclinan hacia ella a modo de agujero negro

Ahora respira.

La marea en calma la cubre y mece en esta densa necesidad de habitarse.

Llegó el momento de arrancar los tallos profundos que nacieron en tierra revuelta,

a flor de piel, se marchitan antes de florecer.

Deformes y retorcidas raíces en contacto con el mármol pesado.

Ahora respira.

Aún con tierra entre los dedos, la vida se queda pequeña entre sus manos.

Verde helecho se extiende a su alrededor,

insípido, sabor a azufre.

Labios entreabiertos y musgo en su cuello.

Ahora respira,

el aire de las plantas.

Entre su pecho y la tierra púrpura se clavan destellos del sol que aparece fiel.

Un rojizo amanecer se baña en sus venas

Piel erizada por el frío vital

Ahora habitable,

respira.

Paula

61652f99ac729d2f5aedc0504ad6ea75

Septiembre

 

Que tu recuerdo se borre de un plumazo

Que te quedes con las ganas

Que me añores

Que suspires por un tiempo pasado conmigo

Por tenerme entre tus brazos, entre ti

Porque no hay septiembres como este

Ni va a haber

Porque luzcas espléndido

Entre luces nocturnas y bebidas que llegan antes de tiempo

Porque tus sueños te entretengan de nosotros

Bébeme y fúmame hasta que te quedes sin aliento

Sin consciencia

Y te olvides

De lo que te consterna

De mí

Paula

 

Originalmente publicado:  Septiembre

 

IMG_4296